EL CAMARADA ‘MACOCO’ YA TIENE LA PLAZA EN SEVILLA QUE SE MERECÍA

La plaza sevillana que se sitúa en la confluencia de las calles Joaquín Cortés y Miguel de Tovar ya lleva el nombre de Francisco Granados Salvador, Macoco. Ni la retransmisión de los Mundiales de fútbol ni el sofocante calor registrado en el día de ayer impidieron que más de 250 personas, entre familiares, amigos y camaradas, acudieran a la inauguración de esta rotulación en honor a uno de los militantes históricos del PCA más queridos y respetados en la ciudad.

En este emotivo acto estuvieron presentes todos los concejales del Grupo Municipal de Izquierda Unida, con su portavoz y Primer Teniente de Alcalde a la cabeza, Antonio Rodrigo Torrijos, quien no ocultó su enorme alegría por la materialización de este oportuno reconocimiento a la figura de Macoco. Según manifestó, con esta denominación se le da “auténtica naturaleza colectiva al Nomenclator de la capital hispalense”, al tiempo que se hace justicia con un “veterano luchador por la defensa de los derechos generales” y un referente vecinal “con quien nos identificamos todos los que soñamos una sociedad más justa, igualitaria y libre”. Y es que él representa            –aseveró—“la foto fija de la abnegación, la solidaridad y la fraternidad”.

El secretario local del PCA, Carlos Vázquez, también pronunció unas sentidas palabras con las que quiso resaltar las virtudes de este camarada, a quien definió como “un ejemplo de constancia, de no rendirse nunca, de estar siempre al pie del cañón y de no pedir nada a nadie”.

El dirigente comunista recordó, además, que no se trata de la primera vez que desde el Partido se le rinde un homenaje a la trayectoria vital de Macoco. Aunque lo de ayer –agregó— suponía “un paso más” que trasciende a la organización, al visualizarse también el apoyo vecinal y popular de su barrio. Un lugar donde, por cierto, “no se entenderían muchas de las cosas que han ocurrido en estos años si no se encontrara él de por medio”, subrayó Vázquez. La mejor prueba de este indiscutible liderazgo entre la gente de su zona estriba en el hecho mismo de que la propuesta de dedicarle una plaza haya sido aprobada por la Junta Municipal de Distrito, antes de recibir el respaldo del Gobierno de la ciudad.

La parte más intensa del acto se vivió cuando se procedió a descorrer la tela de la señal que luce el nombre de Francisco Granados Salvador. Fue entonces cuando el público asistente rompió en aplausos y un emocionado Macoco intervino brevemente para expresar su agradecimiento a una iniciativa que, según confesó, le había sorprendido. “Nunca pensé que un día como éste llegaría”, señaló con la humildad propia que le caracteriza.

El homenajeado fue aun más allá en su modestia, al sostener que ni esperaba tal reconocimiento ni creía merecerlo, pues “en mi vida tan sólo he hecho lo que tenía que hacer, lo que el tiempo y las circunstancias me pidieron en cada momento”; algo que, por otro lado –apostilló—“volvería a hacer una y mil veces”. Y finalizó animando a los camaradas y compañeros a continuar en la batalla porque “todavía queda mucho camino por recorrer”. Macoco daba así toda una lección de dignidad revolucionaria a los presentes y demostraba que sigue siendo, en palabras de Bertolt Brecht, uno de esos “imprescindibles de los que luchan toda la vida”.

INTERVENCION DEL CAMARADA MACOCO:

Llevo muchos, muchos años militando en el PCE, toda una vida, y nunca jamás pensé que llegaría un día que rodeado de tantas amigas y amigos, de tantos vecinos, de muchos compañeros y camaradas, vería rotular una plaza con mi nombre, en este barrio que me acogió cuando llegué de San Bernardo.

¿Qué he hecho yo para tal merecimiento? Tan sólo tratar de ser justo, de ser solidario, de ser corresponsable con mi clase, tener conciencia y obrar en consecuencia, indignarme con las desigualdades, no importarme mancharme los zapatos y las manos si era preciso por ayudar a los demás,… tan sólo he hecho lo que tenía que hacer, he creído, creo, en el comunismo como ideal y aspiración de una sociedad de hombre y mujeres iguales. He luchado por ello y nunca permitiré que nadie trate de avergonzarme de ello, ni me intente agachar la cabeza por estar al lado de la clase trabajadora, pues hoy, como ayer, como coreábamos en las manifestaciones., “¡Aquí están, estos son los que mueven la nación!”. Sólo he hecho lo que los tiempos y las circunstancias me pedían en cada momento, lo que posiblemente volvería a hacer una y cien veces.

Son muchos años, muchos en los que he compartido mi lucha con tantos camaradas y compañeros. Muchos estáis hoy aquí, otros ya no pudieron seguir, algunos se cansaron, otros tuvieron demasiada prisa,… de todos aprendí algo, a todos tengo mucho que agradecer.

Como tengo que daros las gracias a cuantos habéis venido, las gracias al Partido, al Partido Comunista, sin el cual seguramente no hubiera sido el hombre que soy y quise ser, dar las gracias a mi compañera que tuvo que aguantar algún que otro pesar a mi lado, las gracias a mis hijos y nietos por entender y disculpar tantas veces el tiempo que tuve que robarles. A todos os quiero y os animo a seguir luchando, hay mucho por hacer, mucho camino por andar. Salud.

Anuncios

0 Responses to “EL CAMARADA ‘MACOCO’ YA TIENE LA PLAZA EN SEVILLA QUE SE MERECÍA”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: